¿Por qué comprar cítricos ecológicos?

Probablemente habréis notado que siempre que uso en alguna receta ralladura de limón o piel de naranja hago hincapié en que los cítricos deben ser siempre de cultivo ecológico, sobre todo si vamos a usar la piel. Pero, ¿por qué? ¿Es un capricho mío, o existe alguna razón de peso para ello? Veamos...



La próxima vez que vayas al supermercado puedes detenerte delante de las mallas de naranjas (o limones) y tomarte dos minutos para echar un vistazo a las etiquetas. A lo mejor te encuentras con una parecida a ésta:




Por si no se lee bien en la fotografía, se trata de una etiqueta de naranjas de Valencia, y el texto dice: "Tratado con orthophenylphenol, imazalil y thiabendazol". He visto también bolsas en las que ponía sólo "Tratado con imazalil y ceras naturales". Pero ¿qué son estos compuestos de nombres tan raros? Como por desgracia no soy química (aunque me habría gustado serlo) me fui a Toxnet (Toxicology Data Network) y encontré lo siguiente:

  • El imazalil es un fungicida industrial que puede causar cáncer, y está demostrado que irrita severamente los ojos y la piel,
  • El orthophenylphenol es un pesticida / fungicida, al parecer provoca "sólo" irritación de las mucosas pero no está demostrado que sea carcinógeno,
  • El thiabendazol parece ser que sólo causa cáncer si lo consumimos en dosis elevadas (bueno, es un consuelo. Dejemos de lado el efecto acumulativo de miles de productos que usamos y consumimos cada día).

Sinceramente, yo no quiero meter estas cosas en mi mermelada de naranja, muchas gracias (de ahí que sea mejor hacerla con naranjas de confianza -receta aquí- que comprar una mermelada convencional). Es más, desde que lo he leído me han entrado ganas de enseñárselo a todos los camareros del mundo para que nunca, nunca jamás vuelvan a poner una rodajita de limón en mi bebida. Ahora comprendo por qué en ciertos países he visto en la frutería carteles que decían "La piel de los cítricos no es comestible". Curiosamente, en España no lo he visto en mi vida.

¿Y qué podemos hacer los consumidores si no queremos envenenarnos lentamente? Pues la mejor solución es comprar cítricos de cultivo ecológico, de un agricultor a quien conozcamos bien... o de nuestro propio huerto (quien tenga esa suerte).

Si el presupuesto no está para tirar cohetes y sólo podemos permitirnos cítricos convencionales entonces es imprescindible pelarlos antes, no usar jamás la piel (rallada tampoco) y lavarse bien las manos al terminar de manipularlos. Así evitamos el riesgo directo para nuestra salud, aunque no el daño producido al medio ambiente y a la salud de los agricultores que trabajan en los campos y se exponen a diario a altas dosis de estos productos.

Las naranjas y limones tratados con fungicidas y pesticidas pueden usarse para zumo o comerlos sin piel. Por favor, no hagáis como la mayoría de cocineros de mi tierra que le ponen ralladura de limón del Mercachifle a la coca de llanda. O al menos, si lo hacéis, no me invitéis -ni a mí ni a mis hijos- a tomar café con bizcocho. Por mucho que mi abuela lo hiciera y la tuya también, como dice la canción:
Los tiempos cambian y usted
lo malo es que no lo ve.
¡Ya no hay quien pueda
parar la rueda!

Por cierto, una cosa más, ya que estamos con los cítricos. Otra cosa que me sorprende es que mucha gente a mi alrededor no sabe cuándo es la temporada de la naranja. ¡Y no, no soy de Galicia ni de Asturias, sino de una zona naranjera por excelencia! Las naranjas maduran con el frío, así que es posible encontrar naranja nacional entre noviembre y abril (más o menos y dependiendo del año). El resto del año los únicos que venden son las que crecen en el hemisferio sur, generalmente procedentes de Sudáfrica. Y dejando de lado la contaminación que produce traerlaas de tan lejos, no es difícil imaginarse la cantidad de productos con las que es preciso tratar la fruta para que resista un viaje de ocho mil kilómetros.

Al parecer, lavar la fruta y la verdura no es suficiente para eliminar los restos de productos químicos, y el único método fiable es pelarlas. Fuente: por ejemplo, aquí.

Mi intención no es convencer a nadie, y sólo espero que esta información os sirva de ayuda, especialmente cuando os pongáis a asar vuestro próximo roscón de Reyes, o a hacer unas natillas con corteza de limón.

¿Qué os parece? ¿Consideráis importante cocinar con cítricos ecológicos u os parece que el riesgo es despreciable?

21 comentarios:

  1. ¿No basta con lavar la fruta? O_o Yo normalmente la lavo con agua y jabón y froto con un trapito. Pero por ejemplo las manzanas se las doy a los niños enteras, con piel y todo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que los cítricos concretamente no basta con lavarlos, por el tipo de piel que tienen, llena de poros... pero tendría que buscar a ver dónde encontré esta información, de cabeza no me acuerdo.

      Eliminar
  2. Muchas gracias por la información.
    Por suerte, cerca de casa tengo alguna frutería que parte de los productos q venden son de su propia cosecha.
    Pero aún así, da miedo...
    Así q me andaré con ojo...
    Un besote!

    ResponderEliminar
  3. Hola!! Había visto comentarios tuyos en el blog de "Las cosas de Rocío" y me picaba la curiosidad.
    Has escrito un post muy interesante y con información que muchos desconocen, incluida yo misma.
    Imaginaba las ceras, pero no me paraba a pensar en los productos cancerígenos que traían las pieles.
    Otra cosa en la que estoy muy de acuerdo, es en el consumo de frutas y verduras de temporada. Yo no me imagino comiendo naranjas en verano, (hay mucha gente que lo hace) ni sandías en Enero.
    Espero poder seguirte más a menudo y leer las cosas tan interesantes que escribes.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Inma por tu visita. Uff la de gente que conozco que compra naranjas en julio, y además piensan que son nacionales, porque claro, como hay tanto campo de naranja cerca...

      Eliminar
    2. Hola a todos. Hoy he descubierto este blog y lo estoy devorando.... Yo reconozco que sí como naranjas todo el año. Soy plenamente conscientes de que no son españolas, vamos no son ni del mismo hemisferio, pero es que no puedo renunciar a mi zumito mañanero, lo siento!!!!! :(

      Eliminar
  4. Que buen post. No me había fijado nunca en ese dato en las etiquetas. Por lo general suelo comprar verduras y frutas eco y de temporada.Y además compro productos de la zona o del país, y aún así, siempre pelo la fruta (lo mismo soy un poco paranoica, pero me da mal rollo dársela al peque con piel). Pero me fijaré bien en las etiquetas porque mejor evitar ese tipo de "productos".

    Muchas gracias por contárnoslo.

    Un beso!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que no eres paranoica, yo hago lo mismo :)))

      Eliminar
  5. pues no tenia ni idea de esto, menos mal que yo cocino mucho pero no postres, porque en la mayoria siempre va una corteza o ralladura de limón o de naranja, zumos si que tomo, pero como parece que el problema está solo en la piel ... menos mal !! y tantas cosas que no sabremos.. gracias por informarnos y muchos besicos Arándana :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, la ralladura de limón es el problema... si lo exprimes no pasa nada.

      Eliminar
  6. Cuánta kk llevan!!, está claro, lo ecológico es lo mejor para nuestro cuerpo :)

    ResponderEliminar
  7. Pues yo también lavaba algunas frutas y las comía con piel!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo aquí escribía concretamente sobre los cítricos, no sé si vale para todas las frutas.

      Eliminar
  8. No tenía ni idea... Muchas gracias por la información!

    Feliz día

    ResponderEliminar
  9. A mí me parece imprescindible usar cítricos biológicos, de hecho en todas las recetas de mi blog en las que uso cítricos, indico que sean bio. Quizás lo sepa porque hace ya mucho tiempo que salí fuera de España y lo ví en las etiquetas. En España la gente no suele saberlo y se creen que lavando la cáscara ya pueden usarla, y como cada uno se cree lo que quiere creer, pues siguen haciéndolo.
    La canción de Ana Belén tiene toda la razón, los tiempos cambian, y nuestras abuelas comían mucho más sano, aunque sólo fuera por el tema de los pesticidas.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, seguro que en Alemania os lo ponen en las etiquetas si la piel no es para consumo, en España curiosamente no lo hacen.

      Eliminar
  10. Que interesante , pero incluso puede ser peor de lo que pone en la etiqueta, por que incluso siendo la campaña de la naranja hay camioneros que traen naranjas de Egipto para valencia y son etiquetadas como valencianas y dios sabrá lo que le han e echado.
    En casa tenemos varios árboles frutales, naranjos, peral, manzano, papaya, membrillo , cerezo, azofaifo, ah limonero , fresas .

    ResponderEliminar
  11. Pues en Alemania, en Berlín, comencé a fijarme hace poco en algunos supermercados que ponían junto a los cítricos un letrero aparte -vamos como muy a conciencia- informando de que contenían éstos productos que tu describes. Desde que lo ví, pensé que seguramente estarían obligados a hacerlo y que si los obligaban por algo sería :S Ahora lo confirmo con lo que cuentas aquí.

    ResponderEliminar

Deja un comentario y cuéntanos tu opinión, tus experiencias... ¡nos interesa saber lo que piensas!